Make your own free website on Tripod.com
DeRemate
Comunidad Magic 
Magic Temuco
Principal
Reportes
Foros
Reglas
Mazos
Noticias
Se busca
Estrategia
Programas
Imágenes
Archivos
Precios
Links

 
Contactos
Magic Temuco
Webmaster
Reportes
Mazos
Estrategia
Editora
ICQ 76296847


necromagic.com



Hecho en Chile

Por qué juego cartas malas
08 de Mayo de 2001
Por qué juego cartas malas
Fuente: metropolisusera.com
Por Nathan Heiss. Cortesía de Mindripper

Para aquellos que no me conocen, os explico: soy famoso por presentarme a torneos con barajas que incluyen las cartas más inimaginables. Esas cartas son las que los buenos jugadores te dicen que nunca verán la luz del día (o al menos la luz de la sala de un torneo). Hablo de Manakin, Maucor, Vientos tolarianos, Anillo de Aladino, Karn, Brote flamígero o Astucia de Mirri. Mis mazos son generalmente impredecibles y siempre extraños. Jugué mazos raros como la Mono-Brown o Cho-Wildfire (Cho manno-Incendio destructor), que de nuevo es legal en Estándar. En simples palabras: me gustan los mazos raritos que hagan a mi oponente golpearse la cabeza cada vez que le ganas con ellos.


Como testimonio a este hecho, el mazo que jugué en los regionales norteamericanos, Mafia King, tiene mucho que ver con mi forma de jugar. Muchos Pros han dicho que mi mazo era basura, que cualquiera que lo juegue hará 0-4... En realidad, para quien le interese, hice 6-3. Dicen que no tengo ni idea de lo que estoy hablando. Les agradezco que refuercen mis ilusiones. No me dicen nada que no haya oído antes.


Soy el que pasa de la opinión generalizada. Nunca lo he hecho bien con un mazo que los Pros dijesen que era bueno. Lo hago bien con MIS mazos, MÍ estilo y MÍ tecnología. Alguna vez encuentro un mazo que va con mi estilo y lo uso, pero incluso en esas ocasiones, dicen que me he equivocado. Claro, hasta que lo hago bien.


Que si tu mazo es malo, que si es extraño, que si no vale para nada... Los Pros me dicen esas cosas, da igual qué mazo elija. Cuando lo oigo, a veces es difícil no sentirse decepcionado. De todas formas, tras años de terapia, sé que la gente teme cualquier cosa que se salga de la norma. Lo he hecho bien con mazos que a la mayoría les parecían basura, y pienso seguir haciéndolo.


¿Y cómo se obtienen buenos resultados de cartas malas? Jugar cartas malas significa que tu actuación no será buena ¿No? Falso. En la circunstancia correcta puedes hacer que la más tonta de las cartas dé la vuelta a la tortilla. Cuando Wizards diseña las cartas, las prueba con cualquier carta con las que pueda formar una combinación poderosa. Generalmente encuentran los problemas que las hacen desequilibrantes y las arreglan, pero algunas veces se encuentran con que alguien las combina de una manera que ni de casualidad se les hubiese pasado por la cabeza.
Combinaciones como Despilfarro de recursos y Equilibrio natural, Jarra de la memoria y Jaqueca, Supervivencia de los fuertes y Horror krovikano o Ilusiones de grandeza y Donar. Todas esas combinaciones se pasaron por alto o, al menos, no se tuvieron lo suficientemente en cuenta. Todas incluyen, al menos, una carta que cuando salió a la luz se consideró malísima. No se puede echar la bronca al equipo de diseño de cartas por tener estos "errores", al fin y al cabo no van a probar cada carta que hacen con las 5.000 cartas anteriores.


Esto me lleva a lo siguiente: hay muchos mazos poderosos que nunca han sido hechos. Mark Rosewater (uno de los peces gordos de WotC) admitió que le sorprendió ver cómo determinados mazos no fueron descubiertos a tiempo o incluso nunca salieron a la luz. Quién sabe, puede que haya un mazo mucho mejor que Fires en Estándar y nadie se haya dado cuenta. Todo el mundo pensaba que Extendido era un formato estático hasta que Trix nació. Trix era viable desde que Destino de Urza fue presentada, pero nadie lo descubrió realmente hasta más o menos cuando salió Némesis, ocho meses después. Incluso se dijo que era un mal mazo hasta que ganó varios torneos y se empezó a hablar de él. Netherhaups es un ejemplo de hoy en día: era legal el año pasado, cuando se jugó el Pro Tour de Chicago, y no se ha empezado a jugar hasta hace unas semanas.
Así que seguro que hay combinaciones de cartas malas ahí fuera. Algunas no se encontrarán nunca. Y otras cambiarán el entorno... Pero, ¿Y las cartas malas por sí mismas? ¿Cuántas cartas malas están ahí siendo buenas cartas en realidad?

Un hecho: la Necropotencia fue considerada una carta mala cuando salió Era Glacial.
Es el mayor fallo de apreciación que se ha conocido en Magic. ¡La Necro! En estos días, a quién se le ocurriría decir que la Necropotencia es una carta mala. Algunos dirán que salió antes de que todo el mundo fuese bueno en Magic y, por lo tanto, fue pasada por alto dada la inexperiencia de la mayoría de los jugadores. Bueno, y qué me decís del siguiente ejemplo.


Hecho: el Morfoide fue considerado una carta mala cuando salió Saga de Urza.


¡El Morfoide! La criatura más poderosa de coste cinco jamás impresa. ¿Puede ser verdad que dijesen que era mala? Pues sí. Originalmente fui uno de los primeros defensores de la carta, tuve que luchar con uñas y dientes con buenos jugadores (el equipo CMU incluido) para convencerles de que el Morfoide era lo mejor desde el pan de molde.


Hay muchos más ejemplos que testifican el lavado de cerebro que la globalización tiene en Magic. Me niego a aceptar que una carta o un mazo es malo simplemente porque todos lo dicen. Paso de que los Pros digan que mis mazos son malos. El tiempo me dará la razón. Aunque esta vez no podré ganar torneos con mi mazo Mafia King.


Os garantizo que si Zvi Mowshowitz hubiese enseñado la lista de la baraja con la que ganó el PT Tokio a cincuenta Pros, antes del torneo, le hubiesen dicho que los Acólitos son injugables en construido y que no podía haber mazo mejor que uno Azul-Negro-Rojo. Ahí tenéis el resultado.
Entonces, ¿Por qué juego con cartas malas? Pues por diferentes razones: la primera, creo que las cartas malas te dan cierta ventaja psicológica sobre tus oponente, ya que creen que van a ganar la partida en cuando una carta mala que juegas entra en la mesa.


¿No te ha pasado esto nunca? Quizá alguien te jugó una carta muy mala, vamos a poner el Avatar de Serra, y tu te estuviste riendo hasta que acabó con tus veinte puntos de vida. El Avatar no será una gran carta, pero hace su trabajo muy bien. Si te ocurre esto es que has sido una víctima de menospreciar las cartas que todos dicen que son malas. Muchas cartas no son malas del todo: simplemente nadie juega con ellas.


Además, ganar con cartas malas me hace sentir bien. Llámalo como quieras, pero no hay nada mejor que aplastar a alguien con un Anillo de Aladino. Puede que te recuerde los viejos tiempos, cuando podías jugar una carta y tu oponente tenía que pararse a leerla. Quizá disfruto sintiendo la independencia de jugar con cartas que "nadie más metería en un mazo". Sea la razón que sea, me encanta jugar con cartas malas, y es la parte de Magic que mas disfruto.


No quiero convencer a la gente para que juegue con mis mazos. Todo lo contrario, intento persuadiros de lo contrario, pues son raros y sólo quien los hace puede comprenderlos totalmente. Cuando alguien me pregunta qué mazo debería jugar en Tipo II digo: Fires.
Los Regionales son unos torneos diferentes de los Clasificatorios o los Pro Tour. Son más amistosos y jugar con mazos curiosos te hace pasar un buen rato. Por eso jugué Mafia King en los Regionales, porque es divertido, sorprendente y no tan malo como todos dicen.


Mafia King