Make your own free website on Tripod.com
DeRemate
Comunidad Magic 
Magic Temuco
Principal
Reportes
Reglas
Mazos
Noticias
Se busca
Estrategia
Programas
Imágenes
Archivos
Precios
Links

 
Contactos
Magic Temuco
Webmaster
Reportes
Mazos
Estrategia
Editora
ICQ 76296847



necromagic.com



Hecho en Chile

El Morfoide por Ricardo Romero
04 de Enero de 2001
El Morfoide
    ha resultado ser uno de los actores más socorridos en tipo II para los mazos azules monocolores tanto de control como de combate; esto lo ha merecedor no sólo del temor y la ira de las demás criaturas del ambiente, sino también de largas elucubraciones por parte de los magos oponentes, que ven cómo un duelo prácticamente ganado se les escapa de las manos por culpa de un factor usualmente de poco desequilibrio: una criatura, y no un tipo de criatura, sino un sólo ejemplar de su tipo, un metamorfo. Para hacer un análisis comprensivo y concreto de este ejemplar tan infrecuente, abordemos primero una muestra de qué tipo de criatura es, sus orígenes, y trataremos de esbozar superficialmente el porqué de su enorme poder.

    En principio, el Morfoide es unmetamorfo, tipo de criatura existente desde los primero días de Dominaria, y que siempre tuvo representantes en distintas extensiones del juego, desde el añorado Vessuvan Dopplerganger, hasta el curioso Metamorfo de Volrath, y en ellos vemos siempre un elemento común; el cambio de las propiedades del permanente por efecto autónomo, pero en relación con factores externos (Otros permanentes, colores de los mismos, otras criaturas, criaturas en el cementerio, etc.) que hacían que en general fueran participantes de apoyo en distintos mazos, más como una curiosidad que como una carta decisiva en la estrategia.

    El primer intento de los metamorfos como estrategia central surge de la combinación del Metamorfo Inestable, el Metamorfo de Volrath, y el súper popular y siempre amistoso Acorazado Pirexiano, mazo muy divertido y utilizado, pero aún no parecían tener un valor suficiente como para hacerse de un nombre propio de peso en el juego; seguramente en las reuniones sociales del mundo de Magic compartían más con trasgos, tritones y elfos que con un Serra, un Behemoth Béntico, o un Juzam Djinn, viéndose relegados pronto a segundos planos con la partida del tipo dos de aquella época del Acorazado Pirexiano.

    Antecedente al sujeto en análisis se puede encontrar en el bloque Mirage, en las montañas de Jamuraa, pero no como un metamorfo, sino en forma de dragón (nótese que en forma, pues tal vez se trataba de un metamorfo disfrazado), el anónimo y vapuleado Dragón de la Niebla, que curiosamente es azul (como todo metamorfo) y que podía a voluntad del controlador volar, perder la habilidad de volar, cambiar de fase, y otras hierbas, todo por un precio que, eso sí, no era de metamorfo, dos azules, más cuatro incoloros, lo que lo hacían una opción más bien dudosa para un mazo azul, que en ese entonces contaba con otro gran valor para las filas marítimas, el Efrit del Arcoiris, criatura que sí ofrecía un control efectivo en el juego, por su habilidad de volar y fasear a voluntad, y todo por un precio conveniente. Conspiró después para que nunca este dragón accediera a la tan ansiada fama la aparición posterior del Behemoth Béntico, que vino a ocupar su lugar al salir de Estándar el bloque Mirage, lo que obligó al dragón a resignarse a conversar en las fiestas sólo con los tritones y las sombras ferales, y luego empezar a frecuentar a los recién llegados metamorfos, con los que compartía las inexplicables crisis de identidad.

    Se abre un paréntesis en la utilización, breve por cierto, de los metamorfos como opción de juego, hasta que aparece en escena nuestro sujeto de estudio, el ultra potente Morfoide, en Urza Saga, y que viene a revolucionar en buena parte el ambiente azul, por su habilidad sorprendente para adaptarse a distintas condiciones de juego y por su relación precio-calidad extraordinaria. Ahora en un plano más técnico, el buen desempeño del Morfoide se debe a la conjunción de varios factores, que en combinación producen el efecto letal que es ahora
conocido; entre ellos

a)Es azul, y esto aunque suene a capricho, implica que no se manifiesta sólo, sino que apoyado por una batería de contrahechizos, control de permanentes, amplitud de recursos, y una mente que lo controla más dispuesta a un juego largo que otra que sólo quiere definir el partido por una sola vía, más control de juego en general.

b)Su coste en relación a su resistencia base es más que razonable, considerando que el mixture de habilidades que trae consigo no sólo son muchas para un solo permanente, sino que son muy útiles, en atención al factor siguiente:

c)El ambiente, en el formato estándar al momento de la aparición del Morfoide, rondaba lo puramente criaturiento, por el escaso potencial estratégico que quedaba con la desaparición del Ciclo de Rath, y el exterminio sistemático de los mazos de combo que aparecieron, en especial el Academy Deck, que desvió las miradas de los jugadores marítimos sólo hacia aquellas cartas incluidas en el tan famoso mazo, opacando otras,entre ellas el mismo morfoide. Motivó la aparición como entes dominantes a los odiosos mazos bicheros conocidos genéricamente como Stompy, que hicieron ver al color verde un esplendor largamente olvidado, y al súper campeón de la desgracia ajena, el mazo de Incendio Destructor, que aún después de la aparición de nuevos estilos de juego siguen siendo rivales poderosos.

d)El apoyo externo que significó la inclusión de artefactos generadores de maná, en especial el Monolito Siniestro, que ayudaron a desbalancear el equilibrio que existía respecto a que si bien ya era una criatura extraordinaria, ahora además se podía bajar al tercer turno con eficiencia, haciéndolo de inmediato intocable (un tercer turno con tres islas, y un monolito del turno anterior significan pagar el coste del Morfoide, más una tierra lista para evitar casi cualquier molestia), lo que desencadenó un nuevo tipo de mazo, no visto antes, el Acelerated Blue , que extrañamente hace su aparición más fuerte tardíamente en el ambiente, en relación con sus competidores más frecuentes, Black Control, Stompy, Red Ponza/Wildfire, y el reciente Rebel Storm.

El Morfoide que conocemos, y que nunca ha tenido errata que se conozca, tiene en su arsenal:(A=Azul)
Su coste es de AA, más tres manás incoloros.
A: Endereza el morfoide.
A: El morfoide gana la habilidad de volar hasta el fin del turno.
A: El morfoide no puede ser objetivo de hechizos ni habilidades hasta el final del turno.
1: El morfoide gana +1/-1 hasta el final del turno. (Habilidad acumulativa)
1: El morfoide gana -1/+1 hasta el final del turno. (Habilidad acumulativa)

    Es una criatura del tipo metamorfo, y tiene como fuerza y resistencia base tres. En el ambiente en que se mueve, contra rojo puede “hincharse” hacia atrás hasta el infinito, dependiendo de la energía disponible y de que se ejecute con éxito el hechizo del pobre mago chispeante, para bloquear cualquier bicharraco, vuele, dañe primero, se hinche al atacar o lo que sea, resistir daños o volar para ver desde las alturas a un inútil terremoto. (Inútil para matar al Morfoide no para defender a su controlador, que no es de fantasía el bicho).

    Contra un verdoso adversario puede bloquear casi cualquier monstruo con relativa eficiencia, teniendo cuidado de que no le apliquen un crecimiento gigante al atacante, y luego pasarle por arriba a la marea de bichos selváticos, que con caras frustradas lo verán volar y luego enderezarse quedando listo para bloquear nuevamente, si es que no es uno de las mismas filas verdes que, seducido por una siempre oportuna traición pase a formar equipo con el Morfoide, mientras más grande, más controlable.

    Enfrentado a un oponente más bien del lado oscuro, Morfoide es incontrolable, pues ningún jugador con un mínimo de intelecto dejará de tener dos o tres tierras listas para protegerlo, y para exterminarlo por medios menos ortodoxos, una Pestilencia gigante, el siempre simpático Wumpus Aplastador, o el omnipresente Barril de Pólvora, tendrá que jugarlos antes con éxito, y aún en tal caso tendrá que gastar una fortuna en recursos, tiempo y sesos para lograr su objetivo, para que, con una sonrisa giocondezca (como la Gioconda) le juegues otro en el siguiente turno.

    Encontrado con un ejército blanco, no hay mucho que decir, basta con un apoyo mínimo para que el Morfoide haga el trabajo; unas Traiciones por aquí, unos Boomerangs por allá, y un siempre saludable Barril de Pólvora, lo que le permitirá de cuatro limpios cortes dar cuenta de los compadres de la Madre de las Runas y Linn Sivvi. Es frente a un mirror match que se vuelve incierto el panorama, sólo dependerá de quien baje el Morfoide primero, así de simple, lo demás es pura estadística.

    Contra los nuevos mazos de combo, como el de Oferta de Yawgmoth con Festín del Alma, o el de encantamientos varios con Reabastecer, se depende de la sangre fría, un buen control, y un poco de fortuna, pues estos nuevos actores obedecen a principios distintos de los que operan respecto de los arquetipos antes enumerados.

    El Morfoide es utilizado generalmente con éxito en competencias sancionadas con puntaje DCI en todas partes, y por jugadores de gran renombre en el Pro Tour, otorgándole a sus controladores victorias en duelos aparentemente perdidos, siendo raro que una criatura sea tan desequilibrante en un ambiente tan competitivo. En resumidas cuentas, tenemos en el Morfoide uno de los entes más poderosos en el Magic, pues el mazo en que más aparece, el Acelerated Blue, está prácticamente construido alrededor de él, y como criatura en sí, es un buen compañero de aventuras no sólo en el formato Estándar, sino también en Extended, y, sin pecar de optimista, también constituye una opción a considerar en Classic; así que por estas, y otras razones que no alcanzamos a enumerar o se nos escapan, teman al Morfoide, pero no se rindan apenas lo ponga un oponente en juego, esperen a bajar el propio..


Ricardo "Kaervek" Romero